23 mayo, 2008

kaufmania




Por causa del retonno de mr. barish a estos lares y de otro retonno no menos grato como es el de Charlie Kaufman (foto), dedico esta entrada a estos dos tipos, el primero de los cuales no podría llamarse así sin el segundo de los tales.

Kaufman, repito, ha vuelto.

El guionista de la fláccida Human nature, ocasionalmente ingeniosa.
El escritor de Cómo ser John Malkovich, aparatosa por momentos pero casi siempre genial.
El visionario constructor de Adaptation, una guión extremadamente complejo para una película rara en el mejor sentido de la palabra.
Y por supuestísimo, señor Barish, el genio que hizo posible ¡Olvídate de mí! (y ganó el Óscar por ello).

No sólo eso, Charlie fue parte del equipo guionista de una de las mejores series de los noventa. Estoy hablando de Búscate la vida, protagonizada por el divertido Chris Elliott.

Y, os preguntaréis, julepes de mi corazón, ¿Bajo qué forma vuelve este poliédrico creador?

Aquí está la flamante respuesta:

CHARLIE KAUFMAN HA DIRIGIDO UNA PELÍCULA



No sólo eso. La protagoniza el magno Philip Seymour Hoffman. Tengo una expectación que no puedo con ella.

Se trata de la historia (escrita también por Kaufman, faltaba más) de un dramaturgo en horas bajas que decide llevar a cabo una monumental obra autobiográfica ambientada en una fastuosa reproducción de Nueva York construida en un almacén.

Para saber más sobre este film, haced clic en la foto del perro con una sandía de peluche.

Os dejo con un clip corto de la peli.

¡Jander y Klander para todos!


8 comentarios:

Calpurnia dijo...

ahhh, que era ese!
mi tener mala memoria con nombres

uno dijo...

pues me parece fatal que te olvidases de confesiones de una mente peligrosa...
jamas te lo perdonare mamonazo

Miguel Valentín dijo...

hum. cierto, se me olvidó. mil disculpas. "confesiones de una mente peligrosa", primera peli dirigida por george clooney, tiene guión de kaufman tb. es una obra menor, pero no lo es comparada con "human nature", y además no deja de ser una peli de espías con cierta enjundia por su singularidad.
muchas gracias, "uno".
ah, y mamonazo lo serás tú. chincha rabiña.

joel barish dijo...

:D

(siento la tardanza en agradecer su actualizacion, pero estuve en ceuta rodeado de monos y moros; es broma, ceuta es mil bonita, tiene ese toque decadente que tantisimo me gusta... necesito ir a lisboa...)

nyman dijo...

mi vida se desestructura por momentos, como la casa en la playa de "¡olvídate de mí!". el motivo: me ha enternecido irremediablemente la foto del perrito con el peluche de la sandia. es más: deberíamos adoptarlo (al perro, no a la sandía, que es de color rojo) y hacerle dar vueltas en el aire al ritmo de "dog on wheels" de belle and sebastian.

todos los mitos están cayendo: tengo miedo, julepe...






pd. mi momento favorito de charlie kaufmann es aquel en el que se descubre el pasado del mono elijah en "cómo ser john malkovich", una película jodidamente magistral. y, por supuesto, todo "¡olvídate de mí!", la película más aterradora (por sincera) que se ha filmado jamás sobre las relaciones amorosas.

joel barish dijo...

"todos los mitos están cayendo"

perdona nena, yo nunca caeré

joel barish dijo...

pd____que problema tienes con el color rojo?

pd2__________________el perro tiene cara de cuando en un trabajo de becario llega tu hora de irte a casa y te dicen en ese momento "tienes algo que hacer? es que necesito que me hagas una cosa" y tu por no quedar no te atreves a decir que no, pero tampoco te atreves a decir que sí.

pd3_____no os habeis dado cuenta de que ese perro no tiene cuerpo? es solo la cabeza con dos patitas.

Marisa Morea dijo...

Cómor?! Y yo sin saberlo... ainssss... se despega una del ordenador por unos días y... tachánnnn: Kaufman dirig una peli.

Me he informado y Carlos Boyero (con el que no siempre coincido) dice que es "atractiva, pero irregular". Yo sólo espero que no se convierta en una copia de Gondry en Rebobine, por favor, que para mí es un sopor de "flim".