13 junio, 2008

Pushing daisies



Desperdicié mi día de hoy en el reposo que ofrece el hogar, absorbido por una tramposa ficción televisiva. La serie en cuestión se titula Pushing daisies, y está producida e ideada por un tal Bryan Fuller, productor, entre otras, de la serie Héroes y de Wonderfalls, que no conozco de nada pero que me aprestaré a ver. También está metido en el ajo el director de pelis tan malas y divertidas como Men In Black y La familia Addams, Barry Sonnenfeld. Podéis ver la serie subtitulada en páginas de internet (haced click en el gato bizco). En resumen, se trata de un salteado del estilo de Jean Pierre Jeunet -especialmente de los films Amélie y, por momentos, La ciudad de los niños perdidos- con elementos "timburtonianos" (toma palabro) e historias detectivesco-paranomales al estilo Tru Calling pero con diálogos no involuntariamente risibles.

Por lo demás, lo que me fascina especialmente de la serie es un personaje llamado Emerson Cod; lo cual es normal para cualquiera que me conozca, dada mi sempiterna atracción por la figura del detective privado, oficio que precisamente ejerce el bueno de Emerson. Y es que el tío es destacable, con todo ese rollo estético que se trae: coche de los cincuenta, americana de cuero, gesto suspicaz y adusto... en resumidas cuentas: el indiscutible jefazo del chiringuito. Adjunto foto (sí, es el malvado millonario de la primera temporada de House):


Emerson Cod (for president): el actor Chi McBride en el papel de su vida.

4 comentarios:

Ro.. dijo...

Eché en falta la foto de una panceta.

nyman dijo...

tú... detective privado? no sé, te veo más como un agente de las ss estrangulando a pobres niñas judías...

en fin. por lo que cuentas aquí (que no es mucho) la serie tiene pinta de extralimitarse en los aspectos formales, descuidando un contenido que (por lo que me indicaste ayer) corre el peligro de caer en la repetición y el romanticismo facilón. ay, lo olvidaba! por eso mismo te gusta "réquiem por un sueño"...

Calpurnia dijo...

si te gusta la vere, algún dia... de momento me voy por la 4 de los fishers (yuju!)

joel barish dijo...

un gato bizco, interesante...

yo una vez vi a un perro tropezando. un momento que no olvidare en la vida.